Archivo mensual: septiembre 2012

¿Cómo el hablar elocuentemente puede ayudarte a lograr éxito en tu profesión?

By José Luis Hurtado H.

La comunicación entre las personas es un arte que muchas veces se hace difícil de dominar. Dada nuestra alta interdependencia entre los miembros de esta sociedad el comunicarnos en forma efectiva, resulta un desafío que debemos afrontar día a día. Sin embargo al margen de la comunicación con las personas que nos rodean, en nuestra profesión, independientemente cuál sea ésta, la comunicación efectiva es fundamental para alcanzar el éxito.

Nuestras ideas y conocimientos en el desempeño de nuestra profesión, se transmiten la mayor parte por la vía oral. Siempre estamos tratando de convencer a otros con  nuestras ideas, pero como podremos hacerlo si no dominamos el arte de hablar elocuentemente. No estoy hablando de convertirnos en un vendedor, que sube a un micro y trata de convencernos que lo que vende es lo que necesitamos apelando a una verborrea muchas veces sin sentido. Más bien estoy hablando del poder de la persuasión través de la palabra.

¿Qué es hablar elocuentemente?

El diccionario Espasa-Calpe define la elocuencia como la facultad de hablar o escribir de modo eficaz para deleitar y conmover, y especialmente para persuadir a oyentes y lectores. Así pues, elocuencia es una manera de expresar emociones de tal forma que produce convicción o persuasión en el oyente al que nos dirigimos. Ser elocuente es tener la capacidad de entender y utilizar el idioma de tal manera que sea agradable y sobre todo tenga poder de persuasión. La persuasión es la capacidad para convencer e influir a alguien que piense de una forma o lo mueva a hacer algo (tomar una decisión).

¿Pero como logramos hablar elocuentemente?

La única forma de hablar elocuentemente es hablando. Esta tautología encierra una gran verdad que ha sido probada una y otra vez a lo largo de la historia por grandes personajes que han sido en extremo excelentes oradores. Demóstenes y Cicerón en la antigüedad, sin duda fueron los más grandes oradores, de los cuales obviamente no contamos con registros de sus grandes intervenciones, excepto lo que otros grandes han comentado o por sus obras. Es por eso que dando un gran salto en la historia quiero aterrizar directamente en el siglo XX haciendo referencia a Winston Churchill, Franklin Delano Roosvelt, Charles De Gaulle, Adolf Hitler, Jhon F. Kennedy, Martin Luther King.

Actualmente mucho se habla que el Presidente Obama de los Estados Unidos es un gran orador. Sin embargo en esta ocasión quiero referirme a otro ex Presidente de los Estado Unidos considerado por muchos como  el mejor orador de los últimos tiempos. Sin embargo para llegar esta condición ha tenido que pasar la “pulidora” que únicamente da la práctica constante. La práctica deliberada del discurso es lo que sin lugar a dudas hará que usted logre hablar elocuentemente.

Durante su presentación en la última Convención Demócrata en la que dio todo su respaldo a Obama en el proceso de reelección presidencial de los Estados Unidos (2012) el ex Presidente Clinton hizo un despliegue impresionante de habilidad en su oratoria utilizando tres técnicas bien marcadas que desarrollo a continuación. (Ver http://www.fastcompany.com/3001087/3-techniques-bill-clinton-uses-wow-audience)

El uso de la pausa

Hacer una pausa durante una presentación de negocios o un alegato tiene un doble beneficio. Primero permite que el o los oyente(s) puedan asimilar y reflexionar sobre lo que está escuchando. Muchas veces el orador comete el error de hablar, hablar y hablar sin descanso mareando a su público, pues no le permite asimilar las ideas o argumentos que está recibiendo. El uso de la pausa le agrega solemnidad y muchas veces dramatismo a lo que estamos tratando de decir, pero sobre todo devuelve la atención a quien está al frente, pues crea una cierta expectativa sobre lo próximo que éste dirá.

Gesticulación sincronizada

A medida que habla el orador deberá acompañar su discurso con gestos corporales, principalmente el uso de las manos es fundamental. Sin embargo esta gesticulación debe ser sincronizada, es decir que el gesto debe verse natural, no como algo artificial o practicado. Clinton capitaliza muy bien el uso de sus manos y brazos, logrando una sensación de apertura y sensibilidad por el uso de las palmas abiertas dirigidas hacia su público. Las manos sobre el pecho, cerca del corazón apelan a los sentimientos buscando empatía e intimidad con su público. Es impresionante la fuerza y energía que igualmente pueden aportar a un discurso el uso de manos (puños) y brazos firmes, golpeando la testera o la mesa o simplemente sobre la otra mano.

El tono de la voz y la forma

Ha escuchado alguna vez la expresión “no es lo que me dijo, sino como me lo dijo”. La entonación es otro factor que el orador deberá tomar muy en cuenta a la hora de dirigirse a un público específico. El tono de la voz debe ser variado a lo largo de una intervención discursiva, pues la monotonía hace dormir a nuestro público. El tono de la voz debe ser acompañada por gesticulación principalmente de nuestro rostro o nuestra cabeza. El sonreír, fruncir el ceño, abrir (grandes) los ojos, el asentir y el negar con la cabeza debe ser complementario con el tono de voz para lograr mayor efectividad en lo que estamos tratando de decir.

La lectura como segundo pilar para hablar elocuentemente

Adicionalmente la práctica delibera y constante, tiene una compañera gemela que es la que te permitirá enriquecer el lenguaje para llegar a ser persuasivo: la lectura. La lectura aporta significativamente a nuestra expresión oral. El hábito de lectura es el vehículo que lleva a un amplio dialogo y reflexión. Cabe cuestionarnos ¿cultivamos el hábito de lectura? ¿Es usted un lector en forma? Si no lo es ¿Cómo espera ser un orador elocuente y lograr el éxito en su profesión?

Escrito por Consultor Legal Empresarial

Anuncios

1 comentario

Archivado bajo General, Liderazgo

Los consultores en el nuevo Sistema de Pensiones Boliviano

By Omaira Saucedo B.

20120911-044339 p.m..jpg

Nuevo Sistema Integral de Pensiones Boliviano
En Bolivia, el sistema de pensiones se encuentra regulado por la institución estatal denominada Autoridad de Fiscalización y Control de Pensiones y Seguros (APS), que tiene como principales funciones las de supervisar, fiscalizar, controlar y regular a las personas naturales y jurídicas que desempeñan sus actividades en el ámbito de la Seguridad Social de Largo Plazo y del Mercado de Seguros.

Por otro lado, se encuentran las Administradoras de Fondo de Pensiones (AFP), que son sociedades anónimas que están encargadas de la administración y la representación del Fondo de Capitalización Individual (FCI). Asimismo, realizan otras tareas como la administración de recaudaciones, acreditaciones, emisión de estados de cuenta, procesos ejecutivos sociales a empresas en mora, concesión de prestaciones, entre otras.

A este efecto, la Ley No. 65, establece que los Consultores, también deben realizar sus contribuciones en calidad de Asegurados Independientes pagando diversos aportes y cumpliendo diferentes obligaciones reguladas por Ley, las que veremos a lo largo del presente artículo de investigación.

Glosario de términos básicos
Asegurado Independiente: Es la persona sin relación de dependencia laboral, incorporada al Sistema Integral de Pensiones.
Código Único del Asegurado: Es el código único que se asigna a toda persona para su registro en el Sistema Integral de Pensiones.
Consultor: I. Que atiende consultas y asesora sobre una materia especifica. II. Para efectos del SIP, Consultor es toda persona natural que presta servicios en una entidad privada en el marco de una relación contractual civil.
Consultor en línea: Es la persona natural que presta servicios de consultoría de línea en el sector público.
Consultor por producto: Es la persona natura que presta uno o más servicios de consultoría en el sector público.
Contratante: Es la entidad pública o privada que contrata los servicios de un Consultor de Línea, Consultor por Producto o Consultor.
CUA: Código Único del Asegurado.

Evolución del Sistema de Pensiones para Consultores
En lo que va del segundo periodo de mandato del Presidente Evo Morales, el Sistema Integral de Pensiones (SIP) ha tenido diversos cambios, los cuales han traído consigo una serie de Leyes y Decretos que incluyen obligaciones legales para los Consultores, Consultores en Línea y Consultores por producto.

A continuación veremos la normativa más relevante para el tratamiento de los mismos:

Ley 065 de 10 de diciembre de 2010. Se trata de la nueva Ley de Pensiones, que abroga la Ley N° 1732, de 29 de noviembre de 1996, de Pensiones y todo tipo de disposiciones contrarias. Contiene 09 títulos y 199 artículos en los cuales rige al nuevo sistema de pensiones en Bolivia.
En su artículo primero dice que tiene por objeto “establecer la administración del Sistema Integral de Pensiones, así como las prestaciones y beneficios que otorga a los bolivianos y las bolivianas, en sujeción a lo dispuesto en la Constitución Política del Estado”.

Por otro lado, establece que el SIP se encuentra compuesto por el Régimen Contributivo que contempla la Prestación de Vejez, Prestación de Invalidez, las Pensiones por Muerte derivadas de éstas y Gastos Funerarios, el Régimen Semicontributivo, que contempla la Prestación Solidaria de Vejez, Pensión por Muerte derivada de éstas y Gastos Funerarios y el Régimen No Contributivo, que contempla la Renta Dignidad y Gastos Funerales.

Asimismo, la presente Ley en su artículo 118, menciona la incorporación de modificaciones al código penal, creándose el Art. 345 Bis respecto a Delitos Previsionales que contempla: apropiación indebida de aportes, declaraciones falsas, información médica o declaración, uso indebido de recursos. Estas penalidades sobre caen en el contratante, representante legal o personas que hayan sido partícipes de la comisión del delito. En continuidad a lo anterior, también el art. 119 de la Ley 065 establece “Otros tipos penales”, en el cual se hace una enumeración de conductas y cuál sería su tipificación según el Código Penal actual.

Respecto a los Consultores, en el artículo 92 estipula que las obligaciones del asegurado independiente son: pagar los aportes del asegurado, el Aporte Solidario, las Primas por Riesgo Común y Riesgo Laboral, y la Comisión deducida de su Ingreso Cotizable. Más adelante, en el art. 101 correspondiente a los aportes del Consultor, establece que éstos deben contribuir como Asegurados Independientes.

2. Decreto Supremo 0778/11 de 26 de enero de 2011.
Este Decreto, va dirigido principalmente para el sector público, pues establece que debe llevar control sobre los Consultores por Producto y Consultores de Línea, observando que no adeuden al SIP. Por otro lado en su Disposición Final Segunda, determina que no es obligatorio el pago de los consultores de línea y consultores por productos que hayan sido contratados en fecha anterior al Decreto, incluyendo los contratos en los que se hayan firmado adendas posteriores a la fecha de promulgación de la presente disposición.

3. Resolución Administrativa 129/2011 de 01 de julio de 2011 (Procedimiento para Consultores, Consultores por Producto y Consultores de Línea al SIP).
Esta Resolución busca establecer los procedimientos para el pago de contribuciones de Consultores de Línea, por producto y Consultores tanto nacionales como extranjeros; acreditación de contribuciones de los mencionados anteriormente; y la gestión de mora y pagos en exceso de los tres tipos de consultores.

Contiene las fórmulas aplicables al cálculo de contribuciones según el total ganado, los modelos de formularios de contribuciones y formulario de registro de consultores.

En su art. 9, resuelve que no se encuentran obligados a realizar contribuciones los Consultores de Línea, por producto y Consultores que en su ganancia mensual, no perciban un monto mayor al mínimo nacional, que a la fecha es de Bs. 1.000.

4. Resolución Administrativa 432/11 de 23 de noviembre de 2011.
Esta norma, sustituye a la RA 129/11 estableciendo modificaciones al procedimiento para Consultores, Consultores por Producto y Consultores de línea al SIP, tanto en su inscripción en calidad de asegurados como en el reporte por parte de los contratantes, que en esta Resolución se determina que como tiempo máximo para el reporte de los consultores, se tiene el último día hábil del siguiente mes de suscripción del contrato. Aclara también que si un consultor tuviera un CUA en calidad de asegurado independiente o dependiente, no debe requerir uno nuevo.

En el artículo 8, obliga a que los Consultores hagan sus aportes a partir de febrero de 2011 en todos los contratos vigentes con anterioridad a esa fecha y nuevas contrataciones. Por ejemplo, si la empresa contrató a un consultor en fecha 30 de junio de 2010 y el contrato tenía vigencia hasta el 30 de junio de 2011, entonces el Consultor debe efectuar sus aportes desde febrero a junio de 2011.

Esta situación, como habíamos mencionado anteriormente, no se aplica a las contrataciones en el sector público de Consultores de línea y Consultores por producto cuando su proceso de contratación haya comenzado con anterioridad a la promulgación del DS 778/11 ni a las adendas que se firmen posteriormente. Es decir que si el proceso de contratación comenzó en el año 2010, no recae sobre los Consultores de Línea ni Consultores por producto la obligación de realizar contribuciones durante la vigencia de ese contrato y sus adendas.

5. Resolución Administrativa 362/12 del 29 de mayo de 2012.
Esta Resolución complementa la 432/11, mencionada en el parágrafo anterior y se aplica a partir del 01 de junio de 2012, no así con carácter retroactivo a contrataciones anteriores.

Trae consigo considerables modificaciones y bastante beneficiosas tanto para los contratantes como para los consultores.

El cambio más significativo se hace en la definición de Consultor, pues en su art. 2 deja en claro que los requisitos para ser considerado consultor son los siguientes: ser persona natural; que el contratante sea una persona jurídica; que el contrato de prestación de servicios no sea por comisión; que el total mensual o ingreso cotizable sea igual o mayor al salario mínimo nacional y; que la vigencia del contrato de prestación de servicios sea igual o mayor a 30 días calendarios y que el servicio sea prestado por al menos 20 días.

Vale aclarar que en la contratación de comisionistas, sí corresponde pago de contribuciones a la AFP (si se cumplen el resto de los requisitos), en caso de que el contratado no tenga matrícula de comercio.

Tratamiento de Consultores Extranjeros
El Sistema Integral de Pensiones tiene un proceso diferente para los Consultores extranjeros, el cual está contemplado en el art. 7 de la RA 432/11 que señala que todo Consultor extranjero que resida en el país y su contratante no sea una representación internacional debidamente acreditada ante el Estado boliviano, deberá realizar los aportes que la normativa establece.
Para la debida aplicación de lo anterior expuesto, la misma norma, explica que para que se concrete la obligación de aportar, el Consultor extranjero deberá residir en el país por un periodo de seis meses o más, sea de manera continua o discontinua dentro de una misma gestión.
Igualmente, el Consultor extranjero que desee asegurarse al SIP, puede hacerlo de manera voluntaria como Asegurado Independiente.

Obligaciones de la empresa o contratante
En las normativas anteriormente expuestas, se encuentran plasmadas las diferentes obligaciones que tienen las empresas que contratan Consultores, mismas que se resumen en las siguientes:

• Registrar, mediante el Formulario de Registro de Consultores, el inicio, la ampliación y la conclusión del contrato de prestación de servicios. El plazo para cumplir esta obligación, es hasta el último día del mes siguiente al de la contratación.
• Exigir al Consultor, la constancia de pago de sus aportes a la AFP antes de efectuar la remuneración que corresponda según el contrato de consultoría o en su defecto, convertirse en agentes de retención y realizar el aporte a la AFP.
• No encubrir una relación laboral mediante contratos civiles de consultoría, hacerlo implicaría una gran multa y una fuerte intervención del Ministerio de Trabajo en la empresa.

Consideraciones finales
El Sistema Integral de Pensiones en Bolivia ha cambiado considerablemente en los últimos años, pues como se ha visto a lo largo del artículo, a partir de la Nueva Ley de Pensiones No. 065/10, se han ido promulgando aproximadamente cada cinco a seis meses nuevas disposiciones legales modificando o complementándose unas a otras, lo que nos obliga a estar en constante actualización y pendientes de los nuevos cambios para su efectivo cumplimiento ya que no acatarlos implicaría una multa, que si bien no está actualmente regulada, lo estará en los próximos meses cuando venzan plazos para la suscripción de contratos de consultoría.

Si bien las resoluciones antes descritas contienen ejemplos prácticos para su mejor entendimiento, aun quedan muchos vacíos, por lo que se hace necesario estar constantemente llamando o presentándose personalmente a las AFP para realizar consultas de dichas situaciones no previstas. Un ejemplo de esto es que (como se puede apreciar en los anexos), no se cuenta con un formulario para dar de baja los contratos de consultoría, pues el mismo tiene una cláusula de resolución mediante la cual cualquiera de las partes, previo cumplimiento de lo que establezca la cláusula, puede resolver el contrato. El problema radica, en cómo anunciar formalmente esta situación a la AFP, pues al momento de inscribir el contrato al SIP, la empresa o contratante declara la fecha de inicio de la consultoría y su fecha de finalización, situación que no coincidiría en caso de resolverse el contrato antes de tiempo.

Investigacion realizada por Omaira Saucedo B., Abogada especialista en Derecho Empresarial

4 comentarios

Archivado bajo General, Sobre Normativa Empresarial

Como empezar tu propio emprendimiento

By José Luis Hurtado H.

Me resultó muy interesante un artículo publicado por la Revista América Economía bajo el título de La empresa brasileña que tiene éxito desenredando cabellos” escrito por David Cornejo. Este relata la historia de éxito de una ex empleada doméstica brasileña que montó una empresa que atiende las necesidades de mujeres de pelo crespo haciéndolo manejable y así evitar la discriminación y la baja autoestima que este tipo de pelo puede acarrear como consecuencia.

El nombre de esta gran emprendedora es “Zica” Assis, fundadora de la empresa Belleza Natural, que junto a su esposo y su hermano y su cuñada arriesgaron sus ahorros para poner a andar el proyecto.

Esta historia tal como lo manifiesta David Cornejo es ya parte de un caso de estudio de la Escuela de Negocios COPPEAD. De ella podemos sacar varias enseñanzas que según mi análisis personal a continuación quiero resaltar.

El punto de partida de todo emprendimiento

El punto de partida de un emprendimiento puede ser una necesidad del mercado, necesidad que es real, se trata de una deficiencia o carencia de algún producto o servicio. Es bastante conocida la expresión “es una necesidad del mercado”. Sin embargo esto no garantiza que el emprendimiento sea existo, pero sin lugar a dudas constituye el punto de partida de un emprendimiento.

Existen historias conocidas de emprendimientos que no se originaron en una necesidad real, por lo menos no una de la cual estemos conscientes. Resulta por demás de difundidas la visión que tenía por ejemplo Steve Jobs, la de dar al mercado productos que hasta el momento de su lanzamiento ignorábamos que era una necesidad real. Así por ejemplo lanzó el Ipad, donde los usuarios de ninguna manera se imaginaban un producto de esas características. Con esto podemos decir que un emprendimiento puede empezar en una innovación que cubre una necesidad que el mercado ignora o que no está manifiesta, pero que gracias a una mente aguda, visionaria, creativa e innovadora puede constituirse como punto de partida.

Correr riesgos, planificando

Todo emprendimiento conlleva riesgos, pero este riesgo debe ser calculado. Los riesgos se minimizan en la medida que obtenemos certidumbre con estudios o análisis que nos permitan prever una planes alternativos o correcciones de desviaciones. Para ello es fundamental realizar un proceso cuidadoso de planificación.

La planificación puede aportar fundamentalmente una imagen de la realidad del sector en que nuestro emprendimiento se situará, así como las acciones que debemos realizar para poder conseguir las metas y objetivos trazados. Permite de igual forma diseñar los controles que nos indicarán como lo estamos haciendo y que medidas o decisiones debemos tomar en caso de desviaciones de nuestro plan original, adoptando planes alternativos.

Determinar ¿cuál es mi mercado?

Determinar a qué clientes atenderemos resulta un aspecto fundamental. Muchos emprendimientos fracasan por no haber tomado en cuenta una pregunta fundamental ¿quién es (será) nuestro cliente? El determinar quien es nuestro cliente, realizando un perfil del mismo, puede hacer que nuestros esfuerzos se diluyan. El saber quien nuestro cliente nos permite dimensionar el tamaño del mercado que atenderemos y estimar nuestra cuota de mercado, así como evaluar nuestro futuro crecimiento. En el caso de la empresa Belleza Natural, su fundadora trabajó con clientes de bajos ingresos, denominada “base de la pirámide”, estableciendo un nivel de precios acorde a dicho segmento de mercado atendido.

Existen riesgos cuando cierto segmento de mercado se auto identifica con la empresa o emprendimiento, es difícil querer pasar a otros segmentos, tal como pasó con Belleza Natural al querer atender a clientes de más arriba de la pirámide (clientes con mayores ingresos) abriendo salones para hombre y VIP, cobrando precios superiores, iniciativa que finalmente no resultó.

Atributos personales del emprendedor

Muchos emprendimientos se los realiza sobre la base intuitiva del fundador del negocio, quien generalmente tiene algunos atributos perfectamente distinguibles. En el caso de “Zica” Assis podemos mencionar la perseverancia, optimismo y confianza.

Perseverancia porque muchas veces el éxito no viene en forma inmediata, muchas veces es un proceso largo pero que al final rinde sus frutos. Optimismo y confianza en que estamos totalmente convencidos que el producto o servicio que ofrecemos es el que nuestro mercado necesita.

Finalmente todo emprendimiento precisa de una preparación concienzuda, de tal forma de volvernos expertos. La empresa Belleza Natural no hubiera podido consolidarse si sus directivos (socios fundadores) no se hubieran preparado con miras a su futuro. Un emprendimiento no puede consolidarse si su(s) líder(es) no se preparan. Si quieres saber cómo convertirte en un experto dale una mirada a estos dos artículos: Una mejor manera de practicar, y ¿Qué se necesita para convertirse en un experto en algo?

Escrito por Consultor Legal Empresarial

5 comentarios

Archivado bajo General, Liderazgo, Sobre Estrategia Empresarial

Una mejor manera de practicar

By Noa Kageyama

Si bien puede ser cierto que no hay atajos a cualquier lugar que valga la pena ir, ciertamente hay maneras de prolongar innecesariamente el viaje. A menudo perdemos mucho tiempo, porque nadie nos ha enseñado la manera más eficaz y eficiente de practicar. Ya sea que se trate de aprender a codificar, mejorar sus habilidades de escritura, tocar un instrumento musical, practicar de la manera correcta puede significar la diferencia entre lo bueno y lo genial.

Usted probablemente ha escuchado la vieja broma sobre el turista que le pide a un taxista cómo llegar al Carnegie Hall, y me dijeron: “Práctica, práctica, práctica”

Empecé a tocar el violín a la edad de dos, y durante tanto tiempo como puedo recordar, había una pregunta que me acosaba cada día. ¿Estoy practicando lo suficiente?

 

¿Qué dicen que hacen los artistas intérpretes?

Busqué libros y entrevistas con grandes artistas, en busca de un consenso sobre el tiempo de práctica que aliviaría mi conciencia. Leí una entrevista con Rubinstein, en la que afirmaba que nadie debería tener que practicar más de cuatro horas al día. Explicó que si te necesitaba tanto tiempo, es probable que no lo estuvieran haciendo bien.

Y luego estaba el violinista Nathan Milstein que una vez le preguntó a su maestro Leopold Auer cuántas horas al día se debe practicar. Auer respondió diciendo que “Práctica con los dedos y se necesita todo el día. Practica con tu mente y lo harás como mucho en 1 1/2 horas.”

Incluso Heifetz indicó que nunca creyó en practicar demasiado, y que la práctica excesiva es “tan mala como la poca práctica!” Afirmó que él practica no más de tres horas por día en promedio, y que no practicaba en absoluto los días domingos.

Al parecer, cuatro horas debe ser suficiente. Entonces respiré aliviado por un momento. Y luego me enteré de la obra del Dr. K. Anders Ericsson.

 

¿Qué dicen que hacen los psicólogos?

En lo que respecta a los conocimientos y la comprensión desempeño experto, el psicólogo Dr. Ericsson es quizás la principal autoridad del mundo. Su investigación es la base de la “regla de 10.000 horas”, que sugiere que se necesitan por lo menos diez años y / o 10.000 horas de práctica deliberada para lograr un nivel de desempeño experto en un determinado dominio – y en el caso de los músicos más, como 15-25 años con el fin de alcanzar un nivel internacional de élite.

Estos son algunos números bastante grandes. Tan grande, que al principio me perdí el factor más importante en la ecuación.

 

La práctica deliberada.

Es decir, que hay un tipo de práctica específica que facilita la consecución de un nivel de rendimiento de elite. Y luego está el otro tipo de práctica que la mayoría de nosotros estamos más familiarizados.

 

Práctica Inconsciente

¿Alguna vez ha observado un músico (o deportista, actor, abogado litigante) participar en la práctica? Se dará cuenta de que la mayor parte práctica se parece a uno de los siguientes patrones distintos.

1. Método de disco rayado: Aquí es donde nos limitamos a repetir lo mismo una y otra vez. En tenis, <por ejemplo>, el saque inicial. Mismo pasaje en el piano. Misma presentación PowerPoint. Desde lejos puede parecer que la práctica, pero gran parte de ella no es más que la repetición sin sentido.

2. Método Piloto automático: Aquí es donde activamos nuestro sistema de piloto automático y la costa. Recitar nuestras ventas lanzadas tres veces. Juega un partido de golf. Ejecutar o repasar una pieza de principio a fin.

3. Método híbrido: Luego está el enfoque combinado. Durante la mayor parte de mi vida, la práctica significaba tocar una pieza hasta que escuchar algo que no me gusta, y en ese momento me detenía, repetir el paso una y otra vez hasta que empiece a sonar mejor, y luego volver a tocar hasta oír la siguiente cosa que no me gustó, y en ese punto tener que repetir todo el proceso otra vez.

 

Tres problemas

Desafortunadamente, hay tres problemas con la práctica de esta manera.

1. Es una pérdida de tiempo: ¿Por qué? Por un lado, muy poco productivo para el aprendizaje tiene lugar cuando practicamos de esta manera. Es por eso que puede “practicar” algo por horas, días o semanas, y todavía no mejor mucho. Lo que es peor, en realidad está cavando un agujero a sí mismo, porque lo que este modelo de práctica que hace es fortalecer los hábitos indeseables y los errores, incrementando la probabilidad de actuaciones más consistentemente inconsistentes.

Esto también hace que sea más difícil de limpiar estos malos hábitos con el tiempo – por lo que son esencialmente de la adición a la cantidad de tiempo que la práctica futura necesitará para eliminar estas tendencias indeseables. Para citar a un profesor de saxofón Una vez trabajé con: “. La práctica no hace la perfección, la práctica hace permanente”

2. Te hace menos seguro: Además, la práctica sin inconsciente disminuye su confianza, ya que una parte de usted se da cuenta de que realmente no saben cómo producir los resultados que usted está buscando. Incluso si usted tiene una tasa de éxito bastante alto en los pasajes más difíciles, hay una sensación de incertidumbre en lo profundo que simplemente no va a desaparecer.

La confianza real sobre el escenario viene de: a) ser capaz de clavar(*) consistentemente, (b) sabiendo que esto no es una coincidencia, sino que puede hacerlo de la manera correcta que se lo piden, debido a que (c) usted sabe con precisión por qué logra clavar o no – es decir, usted ha identificado los factores claves técnicas o mecánicas que son necesarios para reproducir el pasaje perfectamente cada vez. (N.T.: (*) analogía de clavo y el martillo, donde usted es el martillo)

3. Es abrumadoramente aburrido: Practicar sin pensar es una faena. Todos hemos tenido buenas intenciones padres y maestros nos dicen que debemos ir a casa y practicar un determinado x número de veces, o para practicar x número de horas, ¿no? Pero ¿por qué estamos midiendo el éxito en unidades de tiempo de práctica? Lo que necesitamos son más resultados específicos – objetivos orientados a resultados – como, practicar este pasaje hasta que suena como XYZ, o practicar este pasaje hasta que pueda encontrar la manera de hacer que suene como ABC.

 

La práctica deliberada

Entonces, ¿cuál es la alternativa? La práctica deliberada o consciente es una actividad sistemática y altamente estructurada, es decir, a falta de una palabra mejor, más científico. En lugar de ensayo y error sin sentido, es un proceso activo y reflexivo de las pruebas de hipótesis en la que sin cesar la búsqueda de soluciones a problemas claramente definidos.

La práctica deliberada es a menudo lento, e implica la repetición de secciones pequeñas y muy específicas de una habilidad en vez de un recorrido total. Por ejemplo, si usted fuera un músico, es posible trabajar únicamente en la nota de apertura de un solo de asegurarse de que “habla” exactamente de la manera deseada, en lugar de tocar la primera estrofa entera.

La práctica deliberada implica también la supervisión del rendimiento de uno – en tiempo real ya través de grabaciones – continuamente buscando nuevas formas de mejorar. Esto significa estar atento y muy consciente de lo que sucede, por lo que usted puede decir exactamente lo que salió mal. Por ejemplo, ¿fue la primera nota  aguda? ¿Demasiado fuerte? ¿Demasiado suave? ¿Demasiado duro? ¿Demasiado corto? ¿Demasiado largo?

Digamos que la nota era demasiado fuerte y demasiado tiempo con insuficiente de un ataque al comenzar la nota. Bueno, ¿cuán profunda era? ¿Un poco? ¿Mucho? ¿Durante cuánto tiempo fue la nota de lo que quería que fuera? ¿Cuánto más de un ataque querías?

Ok, la nota era un poco fuerte, sólo un pelo demasiado largo, y requiere un ataque mucho más claro con el fin de ser coherentes con la articulación y la dinámica marcada. Así que, ¿por qué la nota aguda? ¿Qué hiciste? ¿Qué necesita hacer en su lugar para asegurarse de que la nota está perfectamente en sintonía cada vez? ¿Cómo se asegura que la longitud es de la misma manera que queremos que sea, y ¿cómo se consigue un ataque constantemente limpios y claros para empezar la nota, así que comienza en el carácter correcto?

Ahora, imaginemos que ha grabado cada repetición de prueba, y podría volver a escuchar el último intento. ¿Tiene esa combinación de ingredientes que dan el resultado deseado? ¿Tiene esa combinación de elementos de transmitir el estado de ánimo o carácter que desea comunicar al oyente tan efectivamente como usted pensaba que sería? ¿Ayuda a la experiencia oyente lo que quiere que se sientan?

Si esto suena como un montón de trabajo, eso es porque lo es. Lo que podría explicar por qué pocos se toman el tiempo para practicar esta forma. Para parar, analizar lo que salió mal, por qué pasó y cómo se puede producir diferentes resultados la próxima vez.

Simple que parezca, me tomó años para resolver esto. Sin embargo, sigue siendo la lección más valiosa y duradera que aprendí de mis 23 años de entrenamiento. En los doce años más o menos desde que dejé el violín, los principios de la práctica deliberada han permanecido relevantes sin importar habilidad que debe aprender a continuación. Ya se trate de la práctica de la psicología, la construcción de un auditorio para un blog, la paternidad, o hacer el batido perfecto, cómo paso mi tiempo de práctica sigue siendo más importante que la cantidad de tiempo que paso en ejercicio.

 

¿Cómo acelerar el desarrollo de competencias?

Éstos son los cinco principios que se quieren compartir con una versión más joven de mí mismo. Espero que encuentres algo de valor en esta lista también.

1. El enfoque es todo: 
 Mantener las sesiones de práctica limitada a una duración que le permite mantener la concentración. Esto puede ser tan corto como 10 a 20 minutos, y tan largo como 45 a 60+ minutos.

2. El tiempo lo es todo, también: Mantenga un registro de veces durante el día en el que tienden a tener más energía. Esto puede ser a primera hora de la mañana, o justo antes del almuerzo. Trate de hacer su práctica durante estos períodos naturalmente productivos, cuando son capaces de concentrarse y pensar con más claridad. ¿Qué hacer en los tiempos improductivos naturalmente? Digo tomar una siesta sin culpa.

3. No confíe en su memoria: Use un cuaderno de prácticas. Planifique su práctica, y no perder de vista los objetivos de su práctica y lo que descubrimos durante las sesiones de práctica. La clave para entrar en el “flujo” o fluir es cuando se practica constantemente para una mayor claridad de intención. Tener una idea clara de lo que desea (por ejemplo, el sonido que desea producir, o frases en particular que le gustaría probar, o articulación específica, entonación, etc, que te gustaría ser capaz de ejecutar consistentemente), y ser implacables en su búsqueda de soluciones cada vez mejores.

Cuando se tropieza con una nueva visión o descubrir una solución a un problema, escríbelo! A medida que practiques más conscientemente, podrás empezar a hacer tantos micro-descubrimientos que necesitarás recordatorios por escrito para recordarlos todas.

4. Más inteligente, no más difícil: Cuando las cosas no funcionan, a veces simplemente tenemos que practicar más. Y luego hay momentos que significa que tenemos que ir en una dirección diferente.

Recuerdo luchar con la variación pizzicato de la izquierda en Caprice 24a Paganini, cuando estaba estudiando en Juilliard. Seguí tratando duramente de hacer las notas hablar, pero lo único que conseguí fueron dedos doloridos, un par que en realidad comenzó a sangrar (bueno, sólo un poquito). En lugar de persistir tercamente con una estrategia que claramente no estaba funcionando, me obligué a detenerme. Generé una lluvia soluciones al problema por un día o dos, y anoté ideas a medida que se me ocurrieron. Cuando tenía una lista de algunas soluciones prometedoras, comencé a experimentar. Finalmente se me ocurrió una solución que funcionó, y la próxima vez que toqué para mi maestro, de hecho me pidió que le mostrara cómo hice que las notas hablaran tan claramente!

 

5. Permanezca en el blanco con un modelo de resolución de problemas: 
 Es extraordinariamente fácil ir a la deriva en el modo de práctica sin sentido. Manténgase concentrado en la tarea usando el modelo de 6 pasos de resolución de problemas que se muestra a continuación.

  • Definir el problema. (¿Qué resultado acabo de conseguir? ¿Cómo quiero que suene esta nota en su lugar?)
  • Analizar el problema. (¿Que está causando que suene así?)
  • Identificar las posibles soluciones. (¿Qué puedo ajustar para que suene más como yo quiero?)
  • Prueba de las soluciones posibles y elegir la más eficaz. (¿Qué ajustes parecen funcionar mejor?)
  • Implementar la mejor solución. (Reforzar estos ajustes para que los cambios sean permanentes.)
  • Monitorear la implementación. (¿Estos cambios siguen produciendo los resultados que estoy buscando?

 

Haga que su tiempo rinda.

No importa si se trata de perfeccionar la técnica del violín, mejorar su juego de golf, convirtiéndose en un mejor escritor, mejorando sus habilidades de marketing, o convertirse en un cirujano eficaz.

La vida es corta. El tiempo es nuestro bien más valioso. Si vas a la práctica, usted puede también hacerlo bien.

 

 

Noa Kageyama is a Juilliard-trained violinist turned sport & performance psychologist. He specializes in teaching performing artists how to perform up to their full abilities under pressure.

 

Lea el artículo original en inglés en: http://lifehacker.com/5939374/a-better-way-to-practice

Traducido by Consultor Legal Empresarial

1 comentario

Archivado bajo General